Discurso trascendental

Hoy traemos a estas Soserías el extracto de un discurso trascendental.

“Lo que nos falta – resumimos- es aprovechar esta Mesa por la Cogobernanza para debatir de forma consensuada y conjunta, en formato de “briefing”, sobre la movilidad  energética, la reducción de emisiones en el marco del PNIEC y el ANFAC creando a tal fin una plataforma de colaboración público-privada.

Sabed que esta Mesa por la Cobergonanza es pieza clave para blindar nuestro futuro, afianzar la excepcionalidad ibérica, y evitar caer en el abismo de la reestructuración no sostenible, cerrando el paso valientemente a los enriquecimientos “caídos del cielo”. 

Por eso siempre la hemos defendido. Con arrojo, con la audacia propia de nuestros compromisos con los socios progresistas. Eso sí, siempre que todo se produzca en términos de economía circular, lo que es clave para la pujanza del gobierno corporativo. Si seguimos en esta buena dirección los beneficios sociales van a resultar espectaculares y ello se podrá visualizar. Y no solo visualizar sino también verbalizar y poner en valor.

Nada nos estará vedado, con esta herramienta, a la hora de topar precios y completar la transición sexual.

Y para pasmo de nuestros adversarios: desde la Cogobernanza, vamos a asegurar lo “trans” entre los reinos de la naturaleza de manera que quien nazca en Albacete como un niño se pueda convertir, cuando desee, en un cedro canario, pongamos por caso. O en una roca de los arrecifes más arrecifes que tengamos a mano.

Porque hemos llegado a la conclusión de que esa división del reino animal, el vegetal etc es una invención de los padres agustinos y de las monjas descalzas, creencias reaccionarias que es hora de desterrar recobrando el valor de la innovación participativa.  Y por cierto lo de “reino” es nuestra firme determinación cambiarlo por “república”.

¿Habrá algo más formidable que superar las limitaciones que desde siempre han coartado nuestra libertad? ¡Fuera las fronteras! Y los mismos derechos para los animales, hoy tan desprotegidos: el cerdo que quiera ser vaca, lo será y la vaca que quiera ser cangrejo del río Pisuerga, también hallará satisfacción a su lógica demanda.  Este es el camino del que nadie nos va a apartar aunque nos llamen visionarios. 

Y ahora viene lo mejor: abajo la meritocracia que provoca ansiedad, quedarán abolidas las oposiciones a jueces, a inspectores de Hacienda, al Alto Estado Mayor del Ejército, el MIR, lo que haga falta: a partir de ahora solo se admitirá al servicio del Estado a quien haya acreditado ser “amante de”, “amiga de”, “pareja de”. Se han acabado los parches y las contemplaciones.

Como la caverna acecha, no nos olvidaremos de derogar las tesis doctorales por retrógradas y porque ya hemos pagado con ellas un tributo demasiado indigesto al pasado cuartelero. Las sustituiremos por un tuit.

En nuestro combate contra prejuicios y actitudes rancias vamos a hacer de España un Reino de Taifas moderno, libre de rigideces.

Por ello si Murcia mañana quiere ser Gijón pues que se decida democráticamente aplicando el Protocolo pertinente”.  

Así, con estas palabras y otras tan encendidas como esperanzadoras, habló en la “Convención por el futuro del Estado y la implantación del Diálogo entre las Culturas y los Reinos (Repúblicas) de la Naturaleza” el presidente de la Mesa por la Cogobernanza.

Fue muy aplaudido por su talante, por su empatía y por su compromiso con el  entendimiento transversal.

Publicado en: Blog, Soserías

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comentarios recientes
Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

A %d blogueros les gusta esto: